Un Ejemplo de Restauración Ambiental en el Camino Natural-Vía Verde de la Plata: Proyecto de Revegetación “La Encina-Cárcavas”

Espacios como los Caminos Naturales, Vías Verdes, Vías Pecuarias y Caminos históricos son cada vez más importantes desde un punto de vista ecológico, debido al papel que juegan como corredores insertados sobre la matriz del paisaje y, por lo tanto, formando parte de él. Estos elementos lineales del paisaje de origen antrópico constituyen, junto a las redes hidrológicas de drenaje superficial de origen natural, verdaderas conexiones en el territorio entre unas biocenosis y otras. Su carácter lineal y de interconexión entre ecosistemas bien distintos hacen que sean espacios muy interesantes para favorecer los flujos de biodiversidad y la creación de ecotonos. En este sentido van a ser espacios donde será necesario tomar medidas de conservación de los recursos existentes y acciones de restauración ambiental en aquellos que se encuentren muy degradados (revegetaciones, restauraciones hidrológicas, etc).

En la Unión Europea en los últimos decenios numerosos corredores ecológicos constituidos por las redes hidrológicas, dada su vulnerabilidad, sí han sido el objetivo de Políticas de Conservación encaminadas a la creación de Espacios Naturales Protegidos. Aquellos lugares ribereños donde aún se mantienen los valores ambientales, se han originado redes complejas distribuidas por el territorio. Tal es el caso del Lugar de Interés Comunitario de Riberas del Río Tormes y Afluentes dentro de la Red Natura 2000, que ocupa parcialmente algunos tramos del que podríamos denominar corredor ecológico del Tormes en las provincias de Ávila y Salamanca. Otros tramos no han sido catalogados con tal figura de protección dentro de la cuenca del Tormes o sus afluentes, seguramente por encontrarse degradados, sin embargo bajo la perspectiva de la gestión ambiental pueden ser igualmente interesantes desde un punto de vista ecológico y de la restauración.

 

red drenaje 2
Corredores de la Red de drenaje en las proximidades del Camino Natural-Via Verde de la Plata. FUENTE: Confederación hidrográfica del Duero

Por otro lado, cada vez es más necesario que en la matriz del territorio se generen conexiones que contribuyan a disminuir la fragmentación existente entre todas estas áreas naturales. Desde finales del siglo XX a partir de La DIRECTIVA 2000/60/CE DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO de 23 de octubre de 2000 por la que se establece un marco comunitario de actuación en el ámbito de la política de aguas, se ha ido trabajando en la creación de corredores ecológicos en ecosistemas hídricos, especialmente en entornos fluviales y humedales. Así viene reflejado en el anexo IV de dicha directiva como medida a incluir en los programas. Muchos de los Caminos Naturales y Vías Verdes no pueden ser ajenos a ello, y el de la Plata en su tramo Carbajosa de la Sagrada-Alba de Tormes no podría ser menos, porque se encuentran cerca de importantes redes de drenaje algunas con figura dentro de la Red Natura 2000.

Por otra parte, la red de Vías Pecuarias debido a los usos tradicionales pastoriles y aprovechamientos sostenibles por parte del ser humano a lo largo de siglos, han conformado corredores constituidos por una formación vegetal autóctona con predominancia de especies herbáceas pertenecientes a las primeras etapas de la sucesión ecológica, en un perfecto equilibrio con el medio que le rodea. La prueba está en que cuando en estas vías se han abandonado los usos tradicionales se ha regenerado allí la serie de vegetación autóctona hasta sus etapas intermedias y climácicas, siendo una nueva oportunidad para la creación de hábitats y configuración de ecotonos de gran interés. La vulnerabilidad de este tipo de corredores recae en el hecho de que al ser abandonados pueden sufrir la ocupación por actividades urbanísticas y agrícolas con la consiguiente degradación ambiental. Caminos Históricos que a veces comparten trayecto con estas Vías Pecuarias habrían seguido el mismo destino. Sólo los recorridos abandonados que han sido merecedores de convertirse en Caminos Naturales o cualquier otra denominación, al incorporarse un nuevo uso (senderos, rutas, peregrinaciones) compatible con la conservación, han podido sobrevivir al paso del tiempo. En el llamado “Corredor de la Plata” existen algunos ejemplos de vías de este tipo que han adquirido socialmente un enorme interés. Aunque como veremos a continuación en este “Corredor de la Plata” van a encajar otras redes de conexión de origen diverso, igualmente válidas, y que vienen a enriquecer la interconexión de flujo de biodiversidad.  Da igual cual haya sido el devenir histórico de cada una dentro del “Corredor de la Plata”, para la gestión ambiental cualquiera de estas vías es interesante para la restauración y la interconexión entre hábitats diferentes.

conexion cañada de la plata foto aerea
Red de Vías pecuarias interconectadas con la parte inicial del Camino Natural-Vía Verde de la Plata y el corredor del Tormes. FUENTE: Elaboración propia

Las infraestructuras de antiguas vías férreas en desuso reconvertidas en Vías Verdes y Caminos Naturales, como es el caso del Camino Natural-Vía Verde de la Plata, son algunos de los buenos ejemplos que vienen a enriquecer las redes ecológicas de interconexión como corredores ecológicos. Además, van a ser un escenario aún más interesante para la restauración debido a los impactos sufridos durante sus diferentes fases de construcción, uso y abandono. Son espacios dónde es muy necesario restituir hábitats intensamente degradados a lo largo del tiempo. Los métodos de restauración seguidos en estos espacios pueden servir de modelo en otras vías férreas también reconvertidas en Vías Verdes, o que pretendan reconvertirse, así como en otros corredores como Caminos Naturales, o antiguas Vías Pecuarias y Caminos históricos en fase de abandono.

DSCN8258
Vía Férrea de la Plata: Tramo Alba de Tormes-Encinas de Arriba

Las vías férreas han sido durante muchos años ecosistemas degradados por las actividades humanas y han sufrido impactos muy diversos. Son corredores tan alterados que es difícil constituirles como figuras de protección tales como las de la Red Natura 2000. En estos corredores ferroviarios en desuso hay una opción para restituirles en el ecosistema como corredores ecológicos, y es convirtiéndolos en equipamientos ambientales de uso público compatibles con la conservación de los recursos naturales y patrimoniales: “La conversión en Caminos Naturales o Vías Verdes dotados de una regulación en el uso público y una gestión ambiental del espacio”. El grado de protección de esa regulación puede ser tan alto como se quiera plantear en la gestión ambiental del espacio, incluso equiparable a cualquier otra figura como por ejemplo una ZEPA o un LIC de la Red Natura 2000. Siempre en consonancia con la legislación de ámbito Comunitario, Estatal o Autonómicas en materia de protección ambiental. Una fórmula posible puede ser regular dichos espacios a través de ordenanzas  como la que está vigente en el Camino Natural-Vía Verde de La Plata que incluye restricciones en actuaciones ambientales en el espacio con un régimen sancionador y de autorización de usos (ver ordenanza reguladora). Las posibles modificaciones que se acometan en la regulación pueden ir dirigidas a considerar cuestiones acordes con una gestión ambiental y a la recuperación de ecosistemas degradados. En una ordenanza en la que se quieran considerar aspectos de conservación del espacio como corredor ecológico debe hacerse referencia a conceptos básicos presentes en la legislación ambiental. Por ejemplo:

  • Directiva Hábitats (Directiva 92/43/CEE del Consejo, de 21 de mayo de 1992, relativa a la conservación de los hábitats naturales y de la fauna y flora silvestres.).
  • Directiva Aves (Directiva 2009/147/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 30 de noviembre de 2009, relativa a la conservación de las aves silvestres.)
  • Directiva Marco del Agua (La DIRECTIVA 2000/60/CE DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO de 23 de octubre de 2000 por la que se establece un marco comunitario de actuación en el ámbito de la política de aguas).
  • Ley 42/2007, de 13 de diciembre, del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad. ((BOE 14-12-2007 ).
  • Real Decreto139/2011, de 4 de febrero, para el desarrollo del Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial y del Catálogo Español de Especies Amenazadas.
  • Real Decreto 630/2013, de 2 de agosto,por el que se regula el Catálogo español de especies exóticas invasoras. 
  • Ley 43/2003, de 21 de noviembre, de Montes.
  • LEY 4/2015, de 24 de marzo, del Patrimonio Natural de Castilla y León.
  • DECRETO 57/2015, de 10 de septiembre, por el que se declaran las zonas especiales de conservación y las zonas de especial protección para las aves, y se regula la planificación básica de gestión y conservación de la Red Natura 2000 en la Comunidad de Castilla y León.

Las vías verdes y Caminos Naturales pueden igualmente estar dotados de Inventarios de Recursos, y Protocolos de Gestión Ambiental compuestos por Planes de Aprovechamientos, Planes de Restauración, Planes de Gestión de Residuos, Planes de Uso Público, Planes de Lucha Contra Incendios, con grados de protección ambiental equivalentes a los establecidos en los PRUG y y en los PORN de muchos Espacios Naturales. Y para los cuales habrá que contemplar la legislación específica en cada caso, viéndose reflejada igualmente en aquellas posibles modificaciones que pueda sufrir la Ordenanza Reguladora correspondiente.  Modelo de gestión iniciado por los Proyectos de Gestión de la Vía Verde de la Plata I y II desde 2015 hasta nuestros días.

Dentro de la gestión ambiental de estos corredores se puede y se debe afrontar, ya que su necesidad es a veces acuciante, proyectos de restauración ambiental que traten, en la medida de lo posible, compensar o mitigar los impactos que allí se han acumulado a lo largo del tiempo. Como ya comentamos en entradas previas de este blog, para el equipo del Proyecto de Gestión Ambiental de la Vía Verde de la Plata II la restauración ambiental no sólo se centraría en tareas de restitución de la cubierta vegetal (Revegetación). Lo que comúnmente llamaríamos reforestación. Ya que hay que tener en cuenta también otros aspectos como hidrología, edafología, etc. No obstante, en este caso analizaremos en particular un ejemplo de revegetación llevado a cabo por este equipo para restaurar ambientalmente un espacio altamente degradado del Camino Natural-Vía Verde de la Plata.

El objetivo de la actuación es el de la restitución de la cubierta vegetal autóctona original del lugar, lo que sería un objetivo plenamente de conservación. El resultado buscado es un espacio con funciones exclusivamente de corredor ecológico compatible con el uso público a la vez que se da una oportunidad a la vegetación autóctona. Sin renunciar a que en un futuro se pueda optar por una producción tradicional multifuncional sostenible tipo Dehesa. Por ejemplo, los ya conocidos en nuestra zona de trabajo “adehesados desarrollados a partir de la vegetación de la serie autóctona”, formaciones antrópicas compatibles con la biodiversidad y con funciones de corredor ecológico igualmente.

Es decir, en esta restauración de la vegetación vamos a optar por la conocida como Opción 2 sin renunciar a la posibilidad de optar en un futuro por la opción 3. A continuación recordamos cuales eran esas dos opciones a efectos prácticos:

  • OPCIÓN 2: Establecer una medida correctora revegetando con especies autóctonas el espacio que se encuentre desprovisto y dejar después progresar la asociación de vegetación su ritmo sucesional normal. Se optaría por esta opción en los lugares donde se requiera conservar un bosque autóctono o posibilidad de adehesamiento tradicional en el futuro.
  • OPCIÓN 3: Modificar la asociación interviniendo en ella con algún tipo actuación propia del uso cultural tradicional y conformar un sistema adehesado. Se optaría por esta opción con los lugares donde se requiera conservar un uso tradicional propio de la zona y en equilibrio con el entorno.

Dada nuestra filosofía de sostenibilidad en la que buscamos que se pueda compatibilizar un uso público del espacio con la conservación de los recursos naturales y patrimoniales, renunciamos desde el inicio a cualquier objetivo de revegetación que diera lugar a una plantación de especies con fines de aprovechamientos convencionales (plantaciones con especies del género Pinus, por ejemplo.). Y tampoco  un objetivo de revegetación que tuviera el único fin de satisfacer sólo a un uso público del equipamiento en particular (por ejemplo al cicloturismo con especies ornamentales de sombra de rápido crecimiento), y sin valorar otros usos recreativos y educativos o fines ambientales. Las masas forestales convencionales y exclusivamente funcionales, si bien incrementan la superficie revegetada con mayor rapidez, son más pobres desde un punto de vista de la biodiversidad. Además, por otro lado, debido a su homogeneidad sus funciones de corredor ecológico se reducen ostensiblemente frente a los modelos autóctonos y tradicionales mencionados en las opciones 2 y 3.

En las revegetaciones, sea cual sea el objetivo, es muy importante la planificación previa que contemple todos los aspectos a valorar a lo largo del tiempo para conseguir el resultado esperado. Resultado que por otra parte será siempre a largo plazo, obteniéndose en la mayoría de las ocasiones a los 50-60 años. Por lo tanto, la constancia y paciencia deben ser dos premisas a mantener, algo difícil de entender en un sistema funcional como el que impera actualmente. Sólo una Gestión Ambiental responsable del espacio natural y una buena planificación a lo largo del tiempo con un equipo de trabajo permanente y coordinado podrá alcanzar dichos objetivos. Se trata de un trabajo coordinado a veces de varias generaciones, con lo que la implicación y la participación de los miembros del equipo debe ser constante. ¿Cómo alcanzar este grado de implicación y participación a lo largo del tiempo? No hace falta quizás que nos vayamos muy lejos a buscar el modelo, porque lo tenemos en algunas dehesas de nuestro entorno. Sistemas mantenidos a largo de siglos y que han originado el paisaje que nos rodea en algunos puntos del Camino Natural-Vía Verde de la Plata. Un análisis del paisaje pasado y presente nos puede dar las claves para establecer el ecosistema objetivo.

Continuadamente habrá que hacer un seguimiento del proyecto de revegetación, ya que habrá que observar su evolución a través de indicadores medibles: Densidad de plantas, Riqueza de especies de flora y fauna, por ejemplo. También habrá que fijar, si las hubiere, todas las tareas selvícolas, tratamientos y posibles aprovechamientos a lo largo del tiempo. Esto debe estar igualmente planificado y documentado en un plan.

A continuación, mostramos de manera resumida, algunos de los aspectos más importantes de un proyecto de revegetación llevado a cabo por el equipo de trabajo del Proyecto Gestión Ambiental de la Vía Verde de la Plata II en el sitio de La Encina-Carcavas del Término Municipal de Arapiles.

 Objetivo de la actuación

Objetivos generales:

  1. Restaurar y conservar los recursos naturales del entorno de la Vía Verde de la Plata a su paso por el sitio del Encinar-Las Cárcavas (Término municipal de Arapiles).
  2. Mejorar el disfrute del entorno de la Vía Verde de la Plata, haciendo compatible la conservación de los recursos con el uso público, la educación ambiental y el desarrollo sostenible.

Objetivos específicos:

  1. Favorecer la vegetación autóctona siguiendo un ritmo sucesional de la serie climatófila y edafohigrófila del lugar.
  2. Revegetar con especies autóctonas los espacios desprovistos de cubierta vegetal.
  3. Crear una red de corredor ecológico de interconexión entre los corredores naturales de hidrología superficial presente en la zona (Arroyo de las Cárcavas) con el Camino Natural-Vía Verde de la Plata.

Localización del proyecto

Término municipal: Arapiles (Salamanca)

Información catastral: Polígono 502; parcela 9016. Terrenos pertenecientes a la traza del Camino Natural Vía Verde de la Plata antiguo trazado de la Vía Férrea.

Topónimo local del lugar: “La Encina- Arrollo de las Cárcavas”.

Coordenadas UTM inicio de la franja de revegetación: Huso 30 Punto inicial X= 277907 Y= 4531032

Coordenadas UTM fin de la franja de revegetación: Huso 30 Punto final X= 277525 Y= 4532784

Esta franja de unos 3 metros dispuesta linealmente en la margen izquierda de la Vía Verde, en sentido Alba de Tormes-Carbajosa de la Sagrada, constituye una superficie aproximada de 1.21 Ha.

Hidrología

El nivel freático sobre el área del proyecto es muy cercano a la superficie en algunos puntos, especialmente en el Arroyo de las Cárcavas, siendo en este punto una zona potencialmente inundable y proclive a la existencia de escorrentía superficial en periodos de superávit hídrico.

El resto de la plantación está sujeta a las condiciones climáticas de pluviosidad de la zona y no existen masas de agua superficial más allá de escorrentías superficiales de carácter estacional.

En las proximidades hay presencia de fuentes y manantiales que alimentan el caudal del arroyo (Fuente del Arapil de las Fuentes) al sureste de la plantación.

DSCN8321
Charca del Arapil de las Fuentes

Red de drenaje local y Divisoria de aguas

Nos encontramos como hemos comentado en las proximidades del arroyo de las Cárcavas con nacimiento en los manantiales del Arapil de las Fuentes. El arroyo de las Cárcavas es afluente del Arroyo de los Requesenes que vierte sus aguas en el Tormes, al sur de la Cuenca del Duero. Dicho arroyo afectado por la plantación está catalogado como de Clase 3 según el R.D. 1/2016.

 Clima

Lugar de clima mediterráneo con un matiz de continentalidad bastante marcado.
Desde un punto de vista macroclimático según los diferentes índices obtenidos en el observatorio de Matacán (que es el más cercano) el clima es de las siguientes características:

Templado (más próximo al frío que al cálido).

Moderado aunque con oscilaciones muy marcadas.

Netamente continental, con un invierno muy largo (casi la mitad del año 46 %), verano largo (29 %) y primavera y otoño cortos, (16 % y 9 % respectivamente).

Con precipitación escasa. Subhúmedo, próximo a semiárido.

Los días de nieve son poco frecuentes (en torno a los 9 anuales).

Insolación abundante.

Nubosidad media: cielos frecuentemente nubosos (57 %), similar promedio de días despejados (21 %) que de cubiertos (22 %).

Poco ventoso, con predominio de vientos de componente oeste en todos los meses excepto en enero, febrero y diciembre en los que es del suroeste. Destaca así mismo la frecuencia de viento del noreste en el mes de abril.

El meteoro más frecuente es la niebla de irradiación.

 Geología

El entorno se encuentra situado sobre rocas de carácter ácido, predominando las pizarras pero también existen zonas arcillas rojas y depósitos aluviales en las proximidades de la cuenca del arroyo. Las pizarras de la litología dominante son de la conocida como formación cámbrica de Aldeatejada de alrededor de 3100 metros de espesor. Esta litología nos la encontramos en la vía verde en muchas otras localizaciones. En los taludes de la vía verde en los términos municipales de Arapiles y Carbajosa se observan estratos muy alterados de esta formación debido a su mayor exposición a los agentes erosivos. Aunque tengan aspecto muy diferente en realidad todas estas pizarras pertenecen a la misma formación, pero con estados de alteración muy diversos. Además, es frecuente hallar capas de cuarzo entre esta formación.

 Edafología

Los suelos existentes en el entorno podrían clasificarse como Leptosoles. Los Leptosoles se caracterizan por ser suelos poco evolucionados donde la roca madre (pizarras) está próxima a la superficie.

 Fitosociología de la Vegetación

Desde un punto de vista bioclimatico nos encontramos dentro del macrobioclima Mediterráneo y bioclima Mediterráneo Pluviestacional Oceánico. El cinturón termoclimático al que pertenece es el supramediterráneo. La tipología biogeográfica hasta el nivel de sector en la zona es la siguiente: Región Mediterránea, Subregión Mediterránea occidental, Subprovincia Carpetano-Leonesa y Sector Salmantino.

Considerando una fitosociología integrada hemos analizado la vegetación de la zona de la plantación a un nivel teselar de serie de vegetación. Una serie de vegetación constituye en sí misma la vegetación potencial del lugar. Hay dos tipos de series, las climáticas o climatófilas y las edafófilas. Las series climáticas dependen exclusivamente de los condicionamientos climáticos como el régimen de precipitaciones, sin embargo las edafófilas dependen de condicionantes edáficos excepcionales.

La serie climática dominante en el lugar de la plantación es la Serie Salmantina de encinares supramediterráneos. Esta serie constituiría la llamada vegetación potencial en la zona. Las zonas cercanas a los cursos de agua donde el nivel freático (cerca del arroyo de las Cárcavas) es muy cercano a la superficie y por lo tanto la disponibilidad de agua es mayor se desarrollarían como vegetación potencial las series de saucedas arbustivas, de alamedas, de choperas, de fresnedas y puntualmente de olmedas. Donde este nivel freático supera la superficie de forma temporal o permanente (zonas encharcadas y cursos de agua) se situarían varias comunidades adaptadas a las inundaciones, así como comunidades acuáticas.
Realmente lo que nos encontramos sobre el terreno sin embargo es una alteración de estas series mencionadas. Nos encontramos con que la vegetación no se encuentra en su óptimo o climax sino en estadios degradados iniciales e intermedios de la sucesión careciendo de algunas de sus especies más características indicadoras.

DSCN1522
Estado de la Vegetación real en el entorno de la Plantación

Fauna

A continuación presentamos a modo de ejemplo las especies de fauna ornitológica inventariadas en las zonas cercanas a la plantación y que pueden verse influidas positivamente por la ejecución de este proyecto:

CLASIFICACIÓN NOMBRE CIENTÍFICO NOMBRE COMÚN
AVE Lanius meridionalis Alcaudón real
AVE Milvus milvus Milano real
AVE Carduelis carduelis Jilguero europeo
AVE Corvus corone Corneja negra
AVE Alauda arvensis Alondra común
AVE Galerida cristata Cogujada común
AVE Saxicola torquatus Tarabilla común
AVE Gyps fulvus Buitre leonado
AVE Erithacus rubecula Petirrojo europeo
AVE Fringilla coelebs Pinzón vulgar
AVE Carduelis cannabina Pardillo común
AVE Anthus pratensis Bisbita pratense
AVE Anas platyrhynchos Anade azulón
AVE Sylvia undata Curruca rabilarga
AVE Pica pica Urraca
AVE Buteo buteo Busardo ratonero
AVE Parus major Carbonero común
AVE Alectoris rufa Perdiz roja
AVE Emberiza calandra Triguero
AVE Turdus philomelos Zorzal común
AVE Motacilla cinerea Lavandera cascadeña
AVE Motacilla alba Lavandera blanca
AVE Passer domesticus Gorrión común
AVE Ardea cinerea Garza real
AVE Serinus serinus Verdecillo
AVE Egretta garcetta Garceta común
AVE Aegypius monachus Buitre negro
AVE Anthus campestris Bisbita pratense
AVE phoenicurus ochruros Collirojo tizón
AVE Circus cyaneus Aguilucho palido
AVE Passer montanus Gorrión molinero
AVE Aquila pennata Aguililla calzada
AVE Petronia petronia Gorrión chillón
AVE Motacilla flava Lavandera boyera
AVE Columba livia Paloma bravía
AVE Ciconia ciconia Cigüeña blanca
AVE Columba palumbus Paloma torcaz
AVE Streptopelia decaocto Tórtola turca
AVE Sturnus unicolor Estornino negro
AVE Falco tinnunculus Cernícalo vulgar
AVE Melanocorypha calandra Calandria común
AVE Milvus migrans Milano negro
AVE Circus aeruginosus Aguilucho lagunero
AVE Circus pygargus Aguilucho cenizo
AVE Culebrera europea Águila culebrera
AVE Upupa epops Abubilla
AVE Merops apiaster Avejaruco
AVE Lanius senator Alcaudón común
AVE Bubulcus ibis Garcilla bueyera
AVE Phylloscopus collybita Mosquitero común
AVE Phylloscopus bonell Mosquitero papialbo
AVE cettia cetti Cetia ruiseñor
AVE Hirundo rustica Golondrina común
AVE Delichon urbicum Avión común
AVE Oenanthe oenanthe Collalba gris
DSCN1741
El Alcaudón común sería una de las especies más beneficiadas por la revegetación

Hábitats

Los Hábitats que potencialmente pueden verse beneficiados en el proyecto según anexo I de la Directiva Hábitats son:

6220-Zonas subestépicas de gramíneas y anuales

91B0-Fresnedas termófilas de Fraxinus angustifolia

9330- Alcornocales de Quercus suber

9340- Encinares de Quercus rotundifolia

Paisaje

Es imprescindible realizar un análisis previo del paisaje de la zona que nos muestre el grado de degradación sufrido a lo largo del tiempo. Nos remitimos a la entrada del blog del análisis del paisaje que publicamos con anterioridad y donde hacemos un estudio en profundidad del paisaje de esta zona de plantación en la cliserie denominada como La Peña- Las Torres. (ver entrada)

Causas de la degradación. Acumuladas a lo largo del tiempo

Dicho ecosistema se encuentra en un nivel alto de degradación debido a multitud de impactos que se han ido acumulando y que han afectado tanto a biotipo como a biocenosis. Esta degradación, causada por multitud de factores (agricultura, deforestación,  uso ferroviario, etc), paulatinamente ha modificado litología, edafología e hidrología, así como vegetación y fauna, dando como resultado una realidad actual que poco se parece al ecosistema original que hubiera en este espacio.

Definición del ecosistema objetivo

El ecosistema objetivo planteado aquí es recuperar la vegetación autóctona del lugar pero con un matiz cultural, es decir, e objetivo es una masa forestal compuesta por especies autóctonas pero dejaremos abierta la posibilidad de conformar en un futuro una masa multifuncional donde además de conservar la vegetación autóctona, favoreciendo su regeneración, se conserve el antiguo uso tradicional de dehesa con aprovechamientos forestales sostenibles que sean compatibles con el uso de la vía verde. Dehesas por otra parte muy presenten en otras localizaciones próximas como hemos podido comprobar a la hora de analizar el paisaje.

DSCN1336
El ecosistema objetivo buscado ya existe en otros puntos del camino Natural (La Maza) compartiendo espacio con usos sociales, recreativos y tradicionales de la dehesa y realizando funciones de corredor ecológico.

Elección de las especies a revegetar y obtención de las mismas

La elección de la especie a revegetar se ha basado en la composición florística de la serie de vegetación autóctona así como especies cosmopolitas. Especies arbóreas y arbustivas acompañantes:

  • Encinas (Quercus rotundifolia)
  • Fresno (Fraxinus angustifolia)
  • Alcornoques (Quercus suber)
  • Rosal silvestre (Rosa canina)
  • Espino albar (Crataegus monogyna)
  • Torvisco (Daphne gnidium)
DSCN1918
Ejemplar de espino albar en otro punto del Camino Natural-Vía Verde de la Plata

La elección de las especies a revegetar es fundamental que sean especies autóctonas algunas obtenidas mediante técnicas de propagación y otras obtenidas en vivero.

En este último caso valoramos debidamente la disponibilidad de la planta necesaria en vivero certificado. Es importante que el origen de los plantones sea el apropiado siendo suministrado por un vivero con planta certificada. PASAPORTE SANITARIO C.E. ES-08-470028-00021408.

Las especies obtenidas mediante técnicas de propagación propia han requerido un trabajo previo de localización de especies en el medio, disponibilidad, recolecciones, conservación en plantío propio, preparación para la siembra así como un trabajo de inventariado y documentación acerca del origen y estado en nuestra base de datos de gestión ambiental. Todo ello nos será muy útil para el posterior seguimiento.

 Los métodos de propagación y obtención de los plantones han sido los siguientes:

  •  Recolección de lotes de semillas de encina, alcornoque, espino albar y rosal silvestre de procedencia próxima a la zona de plantación.
  • Estaquillado de rosal silvestre y torvisco de procedencia próxima a la zona de plantación.
  • Tratamientos de pre germinación y conservación de semillas y estaquillas.
  • Preparación para la siembra y la plantación de semillas y estaquillas según técnicas establecidas.
  • Adquisición de plantones de encina (planta certificada) en vivero. Proporcionadas en bandejas de alveolos.
  • Adquisición de plantones de fresno (planta certificada) en vivero. Proporcionadas en contenedor con cepellón.
898_Crateaegus monogyna El Raso (1)
Ejemplar de espino albar utilizado para la Recolección

Método de plantación y mejora de la cubierta vegetal

Se ha seguido como norma general un marco aleatorio de plantación y siembra para asemejarse lo mas posible a las características de regeneración de un bosque autóctono, mediante:

  • Siembra directa de especies arbóreas principales: encina y alcornoque seleccionando debidamente la época de siembra y aportando un número elevado de semillas para disminuir los fallos de germinación.
  • Siembra directa de especies arbustivas acompañantes: rosal silvestre y espino albar seleccionando debidamente la época de siembra y aportando un número elevado de semillas para disminuir los fallos de germinación.
  • Estaquillado de las especies arbustivas (Rosa canina y Torvisco) de acompañamiento
  • Plantación de especies arbóreas principales (plantones de encina) presentadas en bandeja de alveolos.
  • Plantación de especies arbóreas principales (plantones de fresno) presentadas en contenedor.

Se decidió en las plantaciones no usar tubos protectores ni escardas y laboreos previos para favorecer la regeneración de todos los estratos de la vegetación y reducir el impacto visual.

 Tratamientos previos en la superficie a revegetar:

Se han realizado desbroces y retirada parciales o totales de la vegetación herbácea para facilitar el acceso y el ahoyado.

 Ahoyado para la plantación de encinas en alveolos y fresnos en contenedor.

Ahoyado con marco aleatorio de aproximadamente 3×3 en una banda de la Vía Verde de la Plata. Hoyos de unos 30 centímetros de profundidad para las encinas y de 40 cm para los fresnos.

Plantación de plantones así como siembras directas de semillas y estaquillado.

Los plantones de encina y fresno se realizaron en sendas jornadas en el ahoyado realizado previamente.

 

Subrodales de la plantación Número plantones Especie
1 18 encina
2 25 fresno
3 21 encina
5 2 fresno
6 45 encina
7 4 fresno
8 24 encina
9 37 encina
10 24 encina
11 25 encina
TOTAL Plantación 225

Se llevaron a cabo diversas jornadas en las que se realizaron siembras directas superficiales con bellotas de encina y alcornoque mezcladas, semillas de espino albar y semillas de rosal silvestre según técnicas establecidas en golpes de siembra de 2 o 3 semillas en un marco aleatorio.

Pueden verse en el croquis de la plantación las localizaciones de cada una de las plantaciones modalidades realizadas.

plantación
Croquis dela Plantación donde se señalan las siembras de bellotas y las plantaciones de encinas y fresnos

También a mayores se realizaron plantaciones de estaquillas de rosal silvestre y torvisco mediante un ahoyado superficial con marco aleatorio. Tanto las semillas de espino, semillas de rosal como los estaquillados han sido realizados en toda la superficie a revegetar.

DSCN0325
Ejemplar de Torvisco cercano al Camino Natural

Sin embargo las siembras de bellotas mezcladas de encina y alcornoque se han localizado en franjas muy concretas como puede observarse en el croquis.

Plan de seguimiento a largo plazo: Cuidados y mantenimiento

Las acciones previstas en este sentido son(algunas se están realizando) son:

  • El mantenimiento de la vegetación autóctona en la zona mediante un plan de riegos de apoyo y reposición de marras en años sucesivos.
  • Mantenimiento y limpieza de residuos.
  • Mantenimiento de un inventario de recursos de flora y fauna utilizando una serie de indicadores para monitoreo del estado ecológico.
  • Mantenimiento de tratamientos selvícolas de baja intensidad como desbroces, rozas o cortas de recuperación o liberación.

 AUTORIZACIONES

Para la ejecución del presente proyecto han sido necesarias las siguientes autorizaciones:

  • Autorización de la Confederación Hidrográfica del Duero expedida a 27 de marzo de 2017 que autoriza a la Asociación Vía Férrea de la Plata (VIFEPLA) a la plantación de 27 fresnos en la zona de policía del Arroyo de las Cárcavas.
  • Tras consultar al Servicio Territorial de Medio Ambiente se concluye que VIFEPLA está exenta de autorización para la realización de la Plantación tanto de encinas como de fresnos dentro de los terrenos de la antigua vía de ferrocarril actual Camino Natural-Vía Verde de la Plata.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s